Cuando un amigo se va

Esta semana recibí una de las noticias más tristes en mucho tiempo: un gran amigo murió.

No sé muchos detalles. Y la verdad poco importan.

Un pedazo de mi existencia comenzó a desvanecerse con tu partida.

Ahora sólo me quedan algunas memorias borrosas, documentos binarios y un futuro abrazo imposible.

Te quiero, compa.

 

Flavio Amiel

En vez de seguir un camino mal pagado como periodista, emprendo en solitario desde el 2007.

Con ésta decisión trabajo desde casa, soy dueño de mi agenda, veo crecer a mi hija de cerca y paso más tiempo con mi familia y amigos.

¿Quieres tener una vida más libre y ser dueño de tu destino personal y financiero?

Apúntate a mi mailing y te ayudaré a construir y cautivar audiencias online, emprender negocios digitales y hacer realidad el estilo de vida que quieres. recibir los artículos que aporto semanalmente, y prepara tu mindset para llegar al próximo nivel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *